5000 personas se manifiestan en favor de unas pensiones y un sistema sociosanitario públicos dignos

El Movimiento de Pensionistas de Bizkaia ha vuelto hoy a manifestarse por las calles de Bilbao con una participación notable de personas, más de 5.000, reivindicando un sistema de pensiones y unas pensiones públicas dignas. También han alertado sobre la situación en las residencias, donde el virus ha vuelto a aparecer y ha generado ya las primeras víctimas de residentes.

La manifestación ha sido realizada en hileras y con los manifestantes provistos de mascarillas y guardando la distancia de seguridad. Lo han hecho así porque, como han recordado en el manifiesto final, «nadie tiene más interés que nosotros y nosotras en defender la salud de todo el mundo y en particular la nuestra, que es una de nuestras reivindicaciones básicas».  Y han agradecido a las personas y colectivos sociales que les han acompañado en la manifestación —como una representación de las comparsas de la Aste Nagusia bilbaina—, pues «lo que está en juego es la salud para todo el mundo y las pensiones para hoy y para las próximas generaciones».

Denuncian la situación en las residencias

El movimiento de pensionistas ha reiterado hoy su denuncia, «seis meses después del inicio de la pandemia», de que «las residencias de personas mayores dependientes sigan sin ser un lugar seguro y se sigan sin adoptar las medidas de prevención, seguimiento de la evolución de la pandemia, adecuación habitacional, mejora de condiciones laborales e incremento de personal necesario para ello».  Por su parte, Jon Fano, uno de los portavoces del Movimiento de Pensionistas de Bizkaia, ha declarado que «el movimiento ha pedido a las instituciones una reunión para explicar cuáles son sus «preocupaciones y alternativas». Sin embargo, Fano ha revelado que lejos de recibir una respuesta, «ni el Gobierno de Gasteiz ni las Diputaciones Forales se ha dignado a recibir a los familiares de residentes, ni a los sindicatos del sector ni al movimiento de pensionistas».

No obstante, los pensionistas no quieren «que se olviden o dejen a un lado utilizando la excusa de la pandemia nuestras exigencias en defensa del sistema público de pensiones y pensiones públicas dignas, la derogación de las reformas laborales y de pensiones que las deterioran, tomar medidas para elevar la cuantía de las pensiones y garantizar incrementos en función como mínimo del coste de la vida». Han vuelto a recordar que «más de la mitad de las pensiones están por debajo de los 1080  euros, imprescindible para acceder a unas condiciones de vida dignas», además de señalar que «la gran mayoría de quienes sufren esas pensiones de miseria son mujeres, buena parte de ellas en situación de viudedad. Esto no hace más que corroborar e incrementar la brecha de género y de pobreza», han afirmado.

El movimiento de pensionistas ha exigido también a los gobiernos de Madrid, Gasteiz, Iruñea y a las instituciones que tienen competencias para ello «que tomen medidas urgentes para superar y resolver estos problemas sin esperar siquiera a la aprobación de sus respectivos presupuestos públicos».

La manifestación por unas pensiones públicas dignas reunió a más de 5000 personas en Bilbao. Foto: Leihoa.info

Concentraciones los lunes a partir del próximo 7 de septiembre

El movimiento de pensionistas han recordado que llevan más de 2 años y medio movilizándose, «y lo vamos a seguir haciendo, tanto por nuestra cuenta como en colaboración con los trabajadores y trabajadoras y otros sectores y movimientos sociales». Han anunciado que, desde el próximo 7 de septiembre, lunes, recuperarán sus concentraciones semanales en las tres capitales y en unos 70 pueblos del sur de Euskal Herria. «Que no les quepa ninguna duda, vamos a continuar en la pelea hasta conseguir nuestras reivindicaciones», han dicho.

A las redes

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *