El ayuntamiento aprueba el nuevo IVTNU con los votos en contra de EH Bildu y Podemos

En el pleno del pasado 31 de marzo se aprobó la ordenanza fiscal del Impuesto sobre el incremento del valor del terreno de naturaleza urbana regulado por la correspondiente ley estatal y por Ley Foral.

El margen para adaptarlo a cada municipio es limitado. La propuesta del Equipo de Gobierno (PNV-PSE) llegó a Comisión ya cerrada y suscitó el rechazo de los grupos políticos de EH Bildu y Podemos y la abstención del único concejal del PP.

El grupo municipal de EH Bildu presentó una propuesta para evitar la práctica de operaciones de compraventa con efecto especulativo en el caso de las viviendas nuevas. Considerando que es una práctica cada vez mas habitual que los fondos de inversión trasladen sus activos desde el mercado financiero al mercado inmobiliario, lo que deriva en un efecto en el incremento de los precios por encima del valor real, y produce una inflación en los precios en general del mercado inmobiliario, la propuesta de EH Bildu incidía en que el gravamen fuera mas alto en las ventas de los últimos años, aun considerando todas las excepciones que la propia ley contempla. Esta propuesta que se votó antes de la realizada por el equipo de Gobierno fue apoyada también por Elkarrekin Podemos.

El PNV y PSE consideraron necesario, a la vista del contenido de la enmienda de EH Bildu, hacer un seguimiento de la aplicación de esta ordenanza en los términos en que fue aprobada, para conocer cuál es su repercusión en las cuentas municipales y en el conjunto de la política fiscal del ayuntamiento.

Sareetara

Utzi erantzuna

Zure e-posta helbidea ez da argitaratuko. Beharrezko eremuak * markatuta daude