Ingresa en prisión un vecino de Leioa que violó a una niña de 13 años en Algorta en 2018

Un día antes del ingreso en prisión del condenado, los grupos feministas Sutea Leioa, Bilgune feminista de Algorta y Akelarre de Santutxu han denunciado que este hombre ha estado libre todo este tiempo I Han llevado a cabo una concentración en el Bulevar de Leioa para denunciar la violación llevada a cabo el 31 de marzo del 2018

Según han denunciado los tres grupos feministas el leioaztarra Josu Galán abusó sexualmente de la hija menor de edad de su pareja en Algorta. Fue juzgado y condenado, pero, “durante todo este tiempo ese depredador ha estado en la calle entre nosotras pudiendo hacerlo lo mismo”.

“No creemos en las cárceles. No creemos que arreglen nada. Sin embargo, que un abusador sexual de menores entre en la cárcel es un motivo de celebración, ya que el sistema judicial es tan injusto que en caso de no ser declarado culpable no contaría con antecedentes penales, incluso podría trabajar con menores”, denuncian los grupos feministas.

Sutea, Bilgune Feminista y Akelarre subrayan que “la violencia sexual contra menores es una forma de violencia patriarcal que el sistema pretende invisibilizar dentro de la familia”. “Por eso socialmente cuesta creer que ese hombre tan majo, tan simpático, realmente es un depredador”, han apuntado. “El sistema patriarcal mira para otro lado mientras sabemos que en el 83,82 % de los casos de abusos sexuales intrafamiliares sucedían en una familia en aparente armonía. Aunque los datos nos digan que la figura paterna es el principal abusador. Aunque los estudios nos dicen que puede ser tu colega, parece que a la sociedad no le queda claro”.

Sutea, Bilgune Feminista y Akelarre denuncian que “en muchos casos se utiliza la excusa miserable y machista del SAP (Síndrome de Alienación Parental)” para que la “sacrosanta presunción de inocencia (la del violador, claro), prevalezca”.

Por ello, han anunciado que “seguiremos denunciando en las calles y en las instituciones la violencia machista” y reivindicarán, “a través de alianzas entre nosotras y la autodefensa feminista que nos queremos libres. No vamos a permitir que queráis hacerlas invisibles”, asegurando que “estaremos en cada caso, para recordar a esos niños y a esas niñas que sí las creemos, que no deben avergonzarse, que la vergüenza es de quien encubre a los pederastas”.

Los grupos feministas han afirmado que “vamos a ser la voz, la red a donde estos niños puedan acudir a abrazarse, y gritaremos lo que haces en la oscuridad del dormitorio infantil. Para que seas tú el estigmatizado, tu secretito se acabó”. Terminaron afirmando que “el miedo ya ha cambiado de bando. Ratas, vamos a por vosotros”.

Sareetara

Utzi erantzuna

Zure e-posta helbidea ez da argitaratuko. Beharrezko eremuak * markatuta daude