La Diputación adjudica el proyecto de construcción del túnel bajo la ría

La Diputación Foral de Bizkaia ha dado un nuevo paso en su proyecto de construcción del túnel subfluvial que unirá la Margen Izquierda con la Margen Derecha. El ente foral considera este proyecto como la alternativa al puente de Rontegi “que completará la gran variante metropolitana de Bizkaia”.

La ejecución del contrato para realizar el trabajo de ingeniería que definirá todos sus detalles ha sido adjudicado a la Unión Temporal de Empresas formada por las ingenierías vizcaínas Idom, Sener y Euskontrol.  Este trabajo supone una inversión de 8,9 millones de euros y deberá estar finalizado en 2023.

El proyecto constructivo es el trabajo de ingeniería que definirá con detalle los aspectos técnicos esenciales para la construcción del túnel: sus características, su trazado exacto, la multimodalidad, el método constructivo o los enlaces en ambas márgenes con la red de alta capacidad actual.

Para ello, la ejecución del proyecto constructivo requiere, entre otros trabajos, la realización de sondeos geológicos y geotécnicos más exhaustivos que los efectuados hasta ahora, nuevos estudios de impacto de la puesta en servicio del túnel en los tráficos de la red de alta capacidad o una modelización de la infraestructura en tres dimensiones, de modo que cuente con un gemelo digital que permita optimizar su construcción y mantenimiento.

El plazo para presentar ofertas en esta licitación se inició el pasado mes de enero, y de las ofertas presentadas, la que, según la Diputación, ha obtenido la mejor valoración es la presentada por la UTE formada por Idom, Sener t Euskontrol, que ha rebajado la oferta un 15,1%.

El diputado foral de Infraestructuras y Desarrollo Territorial, Imanol Pradales (PNV), ha informado que el proyecto constructivo del túnel deberá estar finalizado en un plazo de 33 meses, con lo que se mantiene el cronograma previsto por la Diputación para que el túnel bajo la ría entre en servicio en 2028. Según ha señalado “es muy importante que los proyectos estratégicos sigan adelante, a pesar del COVID es muy importante seguir dando pasos a favor de un túnel que va a ser fundamental como alternativa al puente de Rontegi, para mejorar la conexión entre márgenes y para revolucionar la movilidad en Bizkaia”.

Según la Diputación Foral el túnel bajo la ría “es la opción más adecuada para resolver el problema derivado de la falta de alternativas al puente de Rontegi, por el que atraviesan cada día una media de 140.000 vehículos, con picos de 165.000 vehículos, en los tránsitos entre la A-8, La Avanzada y el corredor del Txorierri. Esa falta de mallado de la ría se traduce en la alta vulnerabilidad de Rontegi y su entorno, así como en la realización de sobrerrecorridos para cruzar entre la margen derecha y la margen izquierda de la ría.

Sareetara

Utzi erantzuna

Zure e-posta helbidea ez da argitaratuko.