Unas fiestas de San Juan sin grandes problemas según la alcaldesa

Según Mari Carmen Urbieta, en los Sanjuanes d»eioa no ha habido grandes ni graves problemas: «No hemos tenido ni grandes altercados ni problemas de peleas, ni heridos de gravedad ni desde luego agresiones sexuales o sexistas, ni problemas serios en cuanto a consumos», ha dicho Urbieta. «Las fiestas han discurrido con bastante tranquilidad a pesar dela afluencia de gente que visita Leioa en esos días», ha aseverado. Para la alcaldesa todo ha funcionado bien: «El dispositivo policial con el que hemos contado -que lo hemos podido reforzar, a diferencia de otros años- ha funcionado muy bien» y también ha existido «un dispositivo de Cruz Roja también muy potente, que ha funcionado muy bien que nos han trasladado que no ha habido ni heridos graves, ni lesiones graves, y que han podido trabajar con bastante tranquilidad», a pesar de lo cual fueron seis los jóvenes atendidos por intoxicación etílica.

Por otra parte, el Ayuntamiento no ha abierto ningún expediente sancionador a los bares, locales de hostelería y txoznas, porque han respetado los horarios y las normas establecidas. No se puede decir lo mismo, sin embargo, de las lonjas juveniles, que sí han generado molestias: «En Leioa tenemos 60 lonjas juveniles, y tampoco puedo decir que la gran mayoría no han tenido un comportamiento ejemplar; han sido unas pocas las que han generado problemas de molestias y de quejas de las vecinas y vecinos que viven en las zonas colindantes». Por ello, la alcaldesa ha afirmado que «hemos llegado a apercibir a alguna de las lonjas».

Requise de bebidas y control de establecimientos por la Policía Municipal

La Policía Municipal se ha empleado a fondo en evitar el consumo de alcohol por parte de menores, interviniendo en comercios y requisando una gran cantidad de bebidas en los controles realizados en la estación del Metro de Leioa. También ha habido alguna imputación por conducir bajo los efectos del alcohol y once denuncias se han registrado por robo de teléfonos móviles.

El cambio de localización ha generado críticas por parte de la ciudadanía. La alcaldesa ha explicado que la mayoría de las 27 actuaciones musicales fueron desplazadas del Boulevard al parking de la carbonera porque la Diputación Foral de Bizkaia no otorgaba permisos por razones de seguridad. «Las razones fundamentales del cambio de ubicación de la mayoría de las actuaciones musicales ha sido que no era aconsejable realizarlas en la zona del Boulevard de la Avenida Iparragirre, porque generan mucho peso y vibraciones y no era aconsejable desde el punto de vista de la seguridad realizarlas en el Boulevard”. Esa ha sido la razón de los cambios, «para tener mayor seguridad», según la primera autoridad municipal.

Urbieta también ha querido explicar lo ocurrido con las barracas, que estuvieron cerradas unos días porque «los servicios técnicos se percataron de que alguna atracción no cumplía con las medidas de seguridad» exigidas: “Cuando ya estaban instaladas los técnicos hicieron la inspección rutinaria correspondiente, preceptiva y vinculante -por lo menos para esta alcaldesa-», lo que provocó que tuvieran un informe desfavaroble «porque algunas de las instalaciones de barracas no cumplían con las bases que se habían decretado previamente» Por eso «no pude autorizar la apertura de las barracas en esas condiciones,  porque tenía que ver directamente con la seguridad, y eso es algo con lo que no podemos jugar ni tener ninguna duda».

A pesar de todo, «el Ayuntamiento volvió a sacar otro procedimiento de manera urgente, de manera que pudieran volver a presentarse aquellas barracas que cumplieran las normas previamente definidas». Para compensar a los vecinos por el fin de semana que las barracas no pudieron estar abiertas el Ayuntamiento ofreció a los feriantes la posibilidad de continuar en Leioa hasta el pasado lunes 2 de julio.

Sareetara

Utzi erantzuna

Zure e-posta helbidea ez da argitaratuko. Beharrezko eremuak * markatuta daude