Los pensionistas de Bizkaia apuestan por seguir con las movilizaciones hasta que «se les escuche»

El Movimiento de Pensionistas de Bizkaia ha apostado este lunes por la «continuidad» y por seguir «como siempre» con las concentraciones semanales hasta que su tabla reivindicativa «se cumpla y se les escuche». Además, no prevé “por el momento”, hasta la manifestación convocada para el 1 de octubre por el Día Mundial del Mayor, ninguna otra actuación en la línea de presionar a los Gobiernos vasco y central de cara a que recojan sus reivindicaciones en los presupuestos generales que van a empezar a negociar de cara al año que viene.

Cientos de pensionistas han vuelto a concentrarse ante el Ayuntamiento de Bilbo en demanda de unas pensiones «dignas». Según ha señalado una de las integrantes del movimiento, Andrea Uña, tras la manifestación multitudinaria del pasado día 20, “tendrían que tenernos en cuenta los que en realidad mandan pero hasta que eso no ocurra, seguiremos mientras no seamos escuchados porque la respuesta está en la calle y la ciudadanía está con nosotros”.  En ese sentido, las concentraciones de los pensionistas en Bizkaia, que no se han parado durante el período vacacional, continuarán todos los lunes ante el Ayuntamiento de Bilbo y en otros municipios.

Ha anunciado, asimismo, que se prevé organizar la sexta manifestación del colectivo el próximo 1 de octubre, coincidiendo con la conmemoración del Día Internacional de las personas mayores.

Concentración de los pensionistas en Bilbao ayer. (Fotografía: Ecuador Etxea)

En el transcurso de la movilización de este lunes los representantes del movimiento de pensionistas han hecho una valoración muy positiva de la manifestación convocada el pasado lunes en Bilbo durante Aste Nagusia. También han criticado el vallado de las escalinatas del Ayuntamiento el día de la manifestación y que, en cambio, «el jueves se abriese» el acceso con ocasión de la tradicional recepción municipal con motivo de la Aste Nagusia.

Durante la concentración de este lunes, se ha producido un momento de tensión cuando el representante del colectivo Luis Alejos, que fue número dos de Podemos Euskadi, ha tomado la palabra para criticar el apoyo de las instituciones vascas a las Entidades de Previsión Social Voluntaria (EPSV) al considerar el proyecto de un sistema para el conjunto de trabajadores vascos «negativo» para las pensiones públicas.

Su intervención ha estado precedida por los gritos de «fuera políticos» pronunciados por un grupo de personas.

Pequeño paso

Otro de los integrantes del movimiento, Jon Fano, ha vuelto a calificar de «pequeño paso positivo» el acuerdo entre PSOE y Podemos para subir las pensiones de acuerdo al IPC que, ha manifestado, ha sido posible, «sin duda, por la presión y movilización que han estado realizando los pensionistas».

En ese sentido, Fano ha considerado «muy limitado» el acuerdo porque «no blinda la subida permanente de las pensiones al IPC ni recoge una subida acorde para las pensiones mínimas ni para las de viudedad porque solo uno de cada cinco viudos se beneficiará de las subidas».

Entre los planteamientos del colectivo, se encuentran la defensa del sistema público de pensiones, el establecimiento de una pensión mínima de 1.080 euros para todos los pensionistas y la subida del IPC garantizada y permanente.

Sareetara

Utzi erantzuna

Zure e-posta helbidea ez da argitaratuko. Beharrezko eremuak * markatuta daude