La Emergencia Sanitaria se declarará el lunes y las primeras medidas entrarán en vigor el miércoles

La Comunidad Autónoma Vasca recuperará a partir de mañana la Emergencia Sanitaria por decisión del Gobierno en funciones del lehendakari Iñigo Urkullu. El decreto se prevé publicar mañana en el Boletín Oficial del País Vasco (BOPV), por el que pondrá en marcha el Plan de Emergencias de Euskadi, Urkullu se convertirá en el mando único para hacer frente a la nueva ola de coronavirus —al menos mientras el Estado no tome medidas similares a las del pasado mes de marzo— y se activará el LABI como órgano de coordinación con “colaboración institucional”. Ello permitirá al lehendakari adoptar restricciones añadidas a las acordadas por todas las comunidades autónomas con el ministro español de Sanidad el pasado viernes.

Arantxa Tapia: “Hay que dar un paso atrás”

Será el martes cuando se reúna el LABI y se tomen las primeras decisiones. Según adelantaron ayer Nekane Murga, Consejera de Salud, y Arantxa Tapia, Consejera de Desarrollo Económico e Infraestructuras, se valorará restringir más los encuentros de personas, mediante limitaciones de aforo o de horario, poniendo el foco en la hostelería. Murga señaló que “todo el mundo debe revisar su ocio” y Tapia que “hay que dar un paso atrás”.

Es posible que se restrinja también el transporte público en ocupación y horarios. No obstante, no parece que el Gobierno pretenda restringir la movilidad entre provincias o municipios —al menos por el momento—.

Lo que si parece prever el Gobierno autónomo es establecer restricciones por comarcas, municipios, barrios, etc. en función de los brotes existentes y su posible evolución, con el objetivo de evitar su expansión a otras zonas, incluyendo posibles confinamientos limitados, como ya ha hecho en Ordizia, Eibar o Zarautz este mismo verano.

Lo que si descarta el Gobierno vasco es un nuevo confinamiento general.

Nekane Murga y Arantxa Tapia en la rueda de prensa de ayer sábado. Foto: Irekia

Más seguridad jurídica y mando único de Urkullu para poner en marcha nuevas medidas más drásticas

Tapia dejó claro en la rueda de prensa de ayer que la declaración de Emergencia Sanitaria ofrece “más seguridad jurídica” para tomar determinadas decisiones, además de permitir a Urkullu concentrar las decisiones en sus manos, haciendo caso omiso de las peticiones de EH Bildu y Elkarrekin Podemos de realizar una gestión compartida con los partidos y los agentes sociales de esta epidemia.

A pesar de lo anterior, Murga y Tapia matizaron que la Emergencia Sanitaria “no es un Estado de Alarma”, además de afirmar que no hay intención de volver a la situción vivida el pasado mes de marzo, porque tampoco la CAV vive similar situación. Según manifestaron, el criterio básico de todo lo que se haga será “la flexibilidad. Serán medidas muy dinámicas y adaptadas a la situación”.

Arantxa Tapia, Consejera de Desarrollo Económico, apuntó tres fines concretos para declarar nuevamente la emergencia sanitaria: “alejarnos de cualquier posibilidad de que se produzca un colapso hospitalario”, evitar un nuevo confinamiento —“hay que dejarlo claro, lo descartamos”, señaló Tapia— y “aprender a vivir con el virus”, para lo resultaría necesario modificar las costumbres sociales y “vivir con proudencia”.

Tapia también se refirió al próximo curso escolar, afirmando que se está preparando, sin dar detalles de su contenido. Respecto a la situación hospitalaria, las representantes del Gobierno Vasco insistieron en que no nos encontramos en las cotas de marzo y abril, porque, aunque las cifras de contagios son similares, entonces se diagnosticaban mucho menos casos de los realmente existentes, que llegaban a los hospitales en mal estado. Ahora, sin embargo, se detectan muchos más casos, porque se hacen también muchos más PCRs y la población diagnosticada es de menor edad.

En cualquier caso, las hospitalizaciones empiezan a ser preocupantes, con un total de 31 nuevas hospitalizaciones en Osakidetza el pasado viernes. En total son ya 145 las personas hospitalizadas, de las que 13 están en la UCI.

A las redes

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *