Pradales afirma que el proyecto de cubrición de las trincheras de la Avanzada ha sido contrastado “con el ayuntamiento y los vecinos”

Imanol Pradales, diputado de Infraestructuras y Desarrollo Territorial, ha comparecido hoy en la Comisión de las Juntas Generales de Bizkaia a petición del PP.

Pradales ha aprovechado su comparecencia para dar a conocer el proyecto “provisional” aprobado por el Gobierno foral el pasado mes de noviembre para “actuar sobre la BI-637 a su paso por Leioa para eliminar la actual trinchera a cielo abierto”. El proyecto, en fase de información pública hasta el próximo martes, 18 de enero, se licitará “a finales de año” por un importe de en torno a los 62,5 millones de euros.

Según el diputado foral responsable del proyecto, el mismo plantea una solución “realista” y “viable”, “sin afectar al tráfico existente” que Pradales cuantificó en 114.000 vehículos diarios, con el objetivo de cubrir las trincheras existentes y la colocación de “pantallas acústicas” en las dos bocas de salida.

El diputado foral del PNV, ha asegurado que la propuesta se ha planteado “ después de descartar otras alternativas, como la de cubrir una mayor superficie en la boca en dirección a Bilbao –lo que ha llamado solución Udondon– que, de ejecutarse, –ha afirmado–, colapsaría todo el tráfico de Uribe Kosta”. También ha aseverado que la solución planteada por el Gobierno foral ha sido “contrastada” con el ayuntamiento (gobernado también por el PNV y PSE) “y el vecindario”.

No aceptarán ninguna alegación que plantee cambios para ampliar el soterramiento

Pradales ha planteado la posibilidad de que el proyecto pueda sufrir alguna modificación “en base a las alegaciones que sean aceptadas”, si bien ha descartado aceptar ninguna que plantee cambios en cuanto a ampliar la la longitud del soterramiento de la Avanzada más allá de la cubrición limitada de las trincheras sin cubrir existentes en la actualidad.

El controvertido responsable foral ha asegurado que la solución por la que han optado reducirá la contaminación acústica y aumentará espacio público peatonal para los vecinos y vecinas de Leioa, reducirá la contaminación acústica y aumentará la seguridad viaria, garantizando, mientras se ejecuta el proyecto, la movilidad de los 115.000 vehículos de media diaria que atraviesan Leioa por la Avanzada.

Pradales ha cuantificado en 2.900 vecinos y vecinas los que soportan “más de 55 decibelios” de ruido por la noche. El 82% de estas personas verán reducida “muy notablemente” la contaminación acústica para dejarla por debajo de ese límite, según el diputado foral, que ha calificado de “paso de gigante” la obra cara a mejorar la calidad de vida de las personas más afectadas, aunque no ha tenido más remedio que reconocer que “no es una solución completa”, ya que, según ha afirmado, “quedarán otros 500 vecinos y vecinas” que seguirán teniendo que soportara un nivel de ruido igual que en la actualidad.

A las redes

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *